Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

Hola, muy buenas a todos, hoy volvemos a traeros un artículo en sábado. Ya sabéis que esta sección, El mundo de los periféricos, la realizamos cuando realmente tenemos material y tiempo para hacerla, por suerte mis últimas adquisiciones nos están permitiendo hablar de componentes realmente interesantes, la semana pasada hablamos de un ratón de bajo coste y alta calidad que estaba especialmente diseñado para juegos de tiros en primera persona. Hoy he querido hacer un viaje al alto rendimiento, porque lo que hoy os presento es un mando de Xbox One especialmente diseñado para jugadores profesionales. Se trata del mando para la citada consola que han manufacturado en Scuf Gaming.

Para los que no conozcan esta plataforma, es una empresa que se dedica a la modificación y, podríamos decir, tunning de controladores para adaptarlos al mundo del gaming profesional y de alto rendimiento. Ellos no sólo venden los mandos ya customizados, sino que también puedes enviar tu mando para que lo adapten a tus necesidades.

Tienen modificaciones para todos los controladores, pero para mí los mejores son los de Xbox, tengo 2 mando de la 360 y cuanto puse mis manos sobre el de la One no pude no hacerme con uno, para mi es uno de los mejores, si no el mejor, que hay ahora mismo. Pero ¿por qué conformarme con un mando sin más? si ya quería el mejor mando que considero que hay ¿por qué no mejorarlo aún más?

Ahí es cuando topé con esta marca y  quedé alucinado con los diferentes mandos personalizaciones y todas y cada una de las características que hacen de estos mandos una experiencia de juego completamente única. Así que sin más dilación vamos a pasar al descajado y descripción detallada de cada una de sus características, las cuales os van a sorprender desde el principio:

 

[videojs youtube=https://www.youtube.com/watch?v=JoR_khn0IU8]

 

Como bien he dicho en el video, el tacto de la cubierta superior es muy suave, así como también es realmente interesante la reducción de peso que se ha hecho sobre el original, para soportar un menor peso entre las manos y una menos distorsión por la vibración del mando.

También quiero destacar las piezas modulares del mando, con las cuales podemos personalizarlo, ya sea con el freno y regulador de gatillo, los joystick de distintas alturas y los agarres para las manos, pasando por el de plástico inyectado y hasta el grip de goma ergonómica.

Como de costumbre os animo a que nos dejéis en la caja de comentarios vuestras opiniones, lo que os ha parecido esta review y lo que os gustaría ver en el próximo artículo de la sección. ¿Estaríais dispuestos a haceros con un controlador con estas características? ¿Cómo es vuestro mando ideal?

Espero que os haya gustado el artículo y nos vemos en el siguiente, ¡sed felices! ¡Adiós!